Nuestro Blog

Frecuentemente se advierte que los colaboradores en las organizaciones no tienen claridad en cuanto a la forma cómo sus actividades cotidianas están relacionadas a los objetivos estratégicos de su empresa.

Realizan sus actividades sin una clara conciencia de cómo sus objetivos están articulados con la Visión de la organización, información que sin duda beneficiaría para un mayor compromiso y, por ende, el cumplimiento de los objetivos propuestos, optimizando el rendimiento de cada uno. De hecho, puede suceder que se estén desempeñando sin un rumbo claro, incluso, trabajando muchas veces con propósitos encontrados, lo cual dificulta avanzar.

La alineación estratégica se define como el grado de consistencia y coherencia que existe entre el plan estratégico, la cultura, así como todas las actividades y tareas que se realizan en el proceso de ejecución estratégica.

Entre sus beneficios:

  • Permite unificar y sincronizar los esfuerzos hacia un mismo fin: la estrategia del negocio (operacionalizar la estrategia con las operaciones diarias)
  • Contribuye a que exista coherencia en la toma de decisiones y prioridades entre las diferentes áreas de la organización, aspecto conocido como alineamiento horizontal
  • Así mismo favorece la lógica y consistencia en las prioridades, decisiones y acciones que se tomen al interior de cada área, llamado alineamiento vertical y que tiene que ver con ‘cascadear’ la información y las prioridades de los mandos directivos, a los gerenciales, a los mandos medios, hasta los operativos
  • Facilita sistematizar los procesos de la empresa y hacer solamente las ‘cosas correctas’
  • Se pueden determinar indicadores de desempeño muy puntuales
  • Es posible que se identifiquen y puedan evitarse duplicidad de funciones o actividades
  • Puede incrementar la satisfacción y productividad de los empleados
  • Brinda resultados empresariales sobresalientes, al convertirse en una ventaja competitiva del negocio

Para lograr el alineamiento estratégico es importante partir del entendimiento claro de la estrategia del negocio, con el fin de promover la unidireccionalidad de los objetivos de las diversas áreas. Para tal efecto, todas las áreas de la organización deben participar activamente y en conjunto, para que se puedan tomar decisiones acertadas.

También resulta fundamental que como parte de la alineación estratégica se realice un análisis que permita distinguir los puntos críticos que impactan en la estrategia del negocio, tanto en la estructura organizacional, los procesos, la cultura organizacional, las habilidades de los colaboradores y la tecnología, con lo cual pueden tomarse las decisiones necesarias que garanticen el logro de los objetivos.

En DOit Beyond Limits contamos con expertos en facilitar Workshops para lograr la Alineación Estratégica en tu organización.

Buscar en el Blog

¿Te gustó este contenido?

Te invitamos a conectar con nosotros en nuestro perfil de Linkedin, en el estaremos conectados de manera más cercana y podrás seguir nuestras actualizaciones más recientes.